Mujer china mostrando calzado para pies vendadosEl vendado de pies es una antigua costumbre china, es una tradición muy peculiar que se le nombra como pie de loto.

Y lo que se consigue con esta antigua practica es la deformación de los pies.

En tiempos antiguos era una costumbre que las mujeres practicaban, en la actualidad ya no se hace más.

A las mujeres aunque no se les obligaba a hacerlo si estaban presionadas socialmente, ya que a los hombres esto se les hacía muy atractivo.

Al vendado de pies también se le dice “pies de loto”, las personas que practican el vendado de pies utiliza un zapato especial el cual se llama zapato de loto.

Para llegar a tener pie de loto se seguía un procedimiento sumamente doloroso, y hasta peligroso.
Las mujeres chinas comenzaban a deformarse los pies a la edad de 5 años esto lo hacían con la ayuda de sus madres.
La sociedad china consideraba el vendado de pies como símbolo de estatus.
Ya que no cualquiera podía hacerlo, porque el tiempo que demandaba era bastante y el procedimiento para conseguirlo era muy caro en esa época.
La última mujer china que practico esta tradición nació en 1957.

¿Cómo y por qué se practicaba el pie de loto en china?

Las mujeres no se vendaban los pies ellas mismas, su madre era la quien lo hacía por ellas.

El proceso era bastante doloroso como para hacerlo por cuenta propia y puede llegar a sorprenderte que niñas de menos de 5 años tuvieran que pasar por todo esto.

Pues se acostumbraba que las niñas comenzaran con esta tradición antes de cumplir esta edad.

Hoy en día lo más doloroso que le hace una madre a su hija es hacerles el tradicional orificio a las orejas para colocar un par de aretes.

Pero en aquellos tiempos para tener pies de loto la madre literalmente les rompía los pies a su propia hija.

Antes de eso les sumergía los pie en una sustancia hecha con sangre de animal y especias, los masajeaba y cuando los pies estaban relajados.

Entonces las madres procedían a doblarlos comprimiéndolos y rompiéndolos, para luego vendarlos.

RELATED ARTICLES

Deja un comentario

No te preocupes Tu email está seguro con nosotros, no lo publicaremos bajo ninguna circunstancia.
Campos obligatorios *